You are on page 1of 1

Mir los muros de la patria ma...

La poca del siglo de oro fue estupenda para la literatura, pero para el Imperio
Espaol fue el inicio de una larga decadencia poltica, social y militar. Mientras que
el resto de Europa, gracias al desarrollo de su tcnica, su comercio y su
educacin, avanzaba a pasos agigantados y lograra dominar el mundo, Espaa
fue encerrndose en s misma, hacindose cada vez ms pobre, ms fantica y
ms frgil. Francisco de Quevedo dej constancia del sentimiento de decadencia
en el siguiente soneto.
Mir los muros de la patria ma,
si un tiempo fuertes, ya desmoronados,
de la carrera de la edad cansados,
por quien caduca ya su valenta.
Salme al campo; vi que el sol beba
los arroyos del yelo desatados,
y del monte quejosos los ganados,
que con sombras hurt su luz al da.
Entr en mi casa; vi que, amancillada,
de anciana habitacin era despojos;
mi bculo, ms corvo y menos fuerte.
Vencida de la edad sent mi espada,
y no hall cosa en que poner los ojos
que no fuese recuerdo de la muerte.