You are on page 1of 7

Trabajo de investigacion de Física de Frontera - modulo: Computación Cuántica

Bases de la Computación Cuántica: Algoritmos,


compuertas y requerimientos generales que un
Computador Cuántico debe cumplir

Integrantes: Marco Bustamante S.


Iván Cornejo M.
Tamara Sepúlveda H.
Constanza Solans B.
Profesor: Carlos López
Fecha: 28-05-2015

Introducción

Que son los computadores Cuánticos

La computación cuántica está basada en las interacciones del mundo atómico, es por esta razón
que se hace más fácil entender el funcionamiento de un computador cuántico si primero se sabe
en qué fundamento físico se basa; los computadores cuánticos se basan en la mecánica cuántica
que es una de las ramas principales de la física.

La computación cuántica es distinto al de la computación clásica. Se basa en el uso de qubits en


lugar de bits, y da lugar a nuevas puertas lógicas que hacen posibles nuevos algoritmos. Una misma
tarea puede tener diferente complejidad en computación clásica y en computación cuántica, lo que
ha dado lugar a una gran expectación, ya que algunos problemas intratables pasan a ser tratables.

En la computación cuántica, a diferencia de la computación actual donde cada bit puede estar en un
estado discreto y alternativo a la vez, la unidad fundamental de almacenamiento es el bit cuántico,
donde cada bit cuántico puede tener múltiples estados simultáneamente en un instante determinado,
así reduciendo el tiempo de ejecución de algunos algoritmos de miles de años a segundos.

Algunos conceptos claves


- Unidad mínima de información clásica: bit
- Unidad mínima de información cuántica: Qubit.
- Un qubit puede existir como 0, como 1 o como una superposición de 0 y 1. Esto permite que
se puedan realizar cómputos sobre ambos valores a la vez.

El funcionamiento

En una computadora clásica, la unidad básica de información es el bit, este solo puede tomar uno
de dos valores: el 0 ó el 1. En cambio la computación cuántica pretende utilizar un principio básico
de la mecánica cuántica por el cual todas las partículas subatómicas (protones, neutrones,
electrones, etc.) tienen una propiedad asociada llamada spin. El spin se asocia con el movimiento e
rotación y en este caso la rotación puede tomar los dos valores a la vez el 0 y 1. Estos bits, tomados
a partir del spin de las partículas han recibido el nombre de qubits. Los qubits son átomos o núcleos
de átomicos que forman la memoria y el procesador de la máquina. Esta dualidad de la materia a
nivel microscópico permite a la computadora trabajar de forma muchísimo más veloz y realizar
operaciones en paralelo sin necesidad de agregar procesadores a la máquina

Algunas implementaciones
Se están probando varias formas para lograr controlar qubits:
- Heteropolymers.
- Ion Traps.
- Cavidades Cuánticas Electrodinámicas.
- Resonancia Magnética Nuclear.
- Quantum Dots.
- Kane Computer (MNR).
- Topological Quantum Computer

Puertas Cuanticas.

Las puertas cuánticas se suelen representar como matrices. Una puerta que opera sobre k qubits
queda representada por una matriz unitaria de 2k x 2k. El número de qubits en la entrada y a la
salida tienen que ser iguales. El resultado de la puerta cuántica se halla multiplicando la matriz que
representa la puerta con el vector que representa el estado cuántico.

Algunos ejemplos:

Puerta de Hadamard:

Esta puerta mezcla los estados equiprobablemente poniéndolos como suma y diferencia.
Representa una rotación de \pi sobre los ejes x y z, como en la esfera de Bloch que tiene la fucion:

en donde θ es el radio entre |0> y |1> y φ una fase cuántica. En la esfera de Bloch por tanto, si se
parte del estado:

y se aplica el operador de Hadamard, se llega al estado fundamental:

Imagen 1. Puerta de Hadamard.

Puertas controladas:
Las puertas lógicas deben representarse mediante operadores unitarios U que se
consiguen en la práctica con interacciones reversibles entre los elementos cuánticos. Recuérdese
que en el caso cuántico no sólo se actúa sobre dos posibles estados del bit, sino sobre los infinitos
estados del qubit.

El operador unitario correspondiente a NOT en la base estándar será:

Veamos lo que ocurre para un qubit de información entrante |Ψs >, que en general tendrá la forma:

observando que, básicamente, se trata de una reflexión sobre la identidad, en la que el caso
clásico (el cambio de 0´s y 1´s) es sólo un caso particular:

Se puede hacer una interpretación en el contexto de los operadores fermiónicos en donde la base
elegida correspondería a los estados cero y uno de una partícula (o fundamental y excitado). De
esta forma el operador NOT sería la suma de los operadores de destrucción y creación:
La condición de reversibilidad se puede comprobar

Cuánticamente cualquier matriz unitaria define una puerta cuántica válida, la mayoría sin
contrapartida cuántica. Como ejemplo de puertas lógicas unarias cuánticas estaría el resto de las
matrices de Pauli:

en donde la actuación de Z es fácil de interpretar, ya que deja el estado fundamental inalterado y


cambia el signo del excitado.

Tambien las puertas controladas operan sobre 2 qubits o más, de los cuales uno o más controlan

la operación. Por ejemplo, la puerta NOT controlada (o CNOT) opera sobre 2 qubits, y
realiza la operación NOT en el segundo qubit solo cuando el primer qubit es , y en otro caso lo
deja intacto. Se representa por la matriz

Puerta SWAP:

Otra puerta interesante es la que intercambia los estados de dos qubits, en el caso binario es la
puerta intercambiadora o SWAP:
Graficamente:

Problemas de la computación cuántica

Uno de los obstáculos principales para la computación cuántica es el problema de la decoherencia


cuántica 1, que causa la pérdida del carácter unitario (más específicamente, la reversibilidad) de los
pasos del algoritmo cuántico. Los tiempos de decoherencia para los sistemas candidatos, en
particular el tiempo de relajación transversal (en la terminología usada en la tecnología de resonancia
magnética nuclear e imaginería por resonancia magnética) está típicamente entre
nanosegundos y segundos, a temperaturas bajas. Las tasas de error son típicamente proporcionales
a la razón entre tiempo de operación frente a tiempo de decoherencia, de forma que cualquier
operación debe ser completada en un tiempo mucho más corto que el tiempo de decoherencia. Si la
tasa de error es lo bastante baja, es posible usar eficazmente la corrección de errores cuántica, con
lo cual sí serían posibles tiempos de cálculo más largos que el tiempo de decoherencia y, en principio,
arbitrariamente largos. Se cita con frecuencia una tasa de error límite de 10 -4, por debajo de la cual
se supone que sería posible la aplicación eficaz de la corrección de errores cuánticos.

Otro de los problemas principales es la escalabilidad, especialmente teniendo en cuenta el


considerable incremento en qubits necesarios para cualquier cálculo que implica la corrección de
errores. Para ninguno de los sistemas actualmente propuestos es trivial un diseño capaz de manejar
un número lo bastante alto de qubits para resolver problemas computacionalmente interesantes hoy
en día.

Aún no se ha resuelto el problema de qué hardware sería el ideal para la computación cuántica. Se
ha definido una serie de condiciones que debe cumplir, conocida como la lista de Di Vincenzo,

Requerimientos generales que un Computador Cuántico debe cumplir.

Para la implementación de una computadora cuántica, se deben cumplir al menos cinco requisitos:

 El sistema ha de poder inicializarse, esto es, llevarse a un estado de partida conocido y


controlado.
 Ha de ser posible hacer manipulaciones a los qubits de forma controlada, con un conjunto
de operaciones que forme un conjunto universal de puertas lógicas (para poder reproducir
cualquier otra puerta lógica posible).

 El sistema ha de mantener su coherencia cuántica 2. a lo largo del experimento.

(1 decoherencia cuántica es el término utilizado en mecánica cuántica para explicar cómo un estado
cuántico entrelazado puede dar lugar a un estado físico clásico (no entrelazado). En otras palabras
cómo un sistema físico, bajo ciertas condiciones específicas, deja de exhibir efectos cuánticos y pasa
a exhibir un comportamiento típicamente clásico, sin los efectos contraintuitivos típicos de la
mecánica cuántica. )

(2: Se habla de coherencia cuántica para referirse a un estado cuántico que mantiene su fase durante
un cierto periodo de tiempo. El mantenimiento de la coherencia cuántica hace posible fenómenos de
interferencia.)

 Ha de poder leerse el estado final del sistema, tras el cálculo. Tiene la necesidad de un
tiempo de coherencia duradero.

 El sistema ha de ser escalable: tiene que haber una forma definida de aumentar el número
de qubits, para tratar con problemas de mayor coste computacional.