You are on page 1of 12

DESARROLLO DEL LENGUAJE EN LOS NIÑOS DE 0 A 4 AÑOS

El lenguaje es el principal medio de comunicación de los seres humanos, a través


de él podemos intercambiar información, mensajes, ideas y sentimientos. Es una
destreza que se aprende de manera natural en los primeros años de vida, pues el
niño empieza a hablar en interacción con su madre y con los adultos. Para el
desarrollo del lenguaje existen dos factores necesarios e importantes:
La maduración biológica y las influencias ambientales, el primero está referido a
los órganos que intervienen en el habla, que nos hacen capaces de emitir sonidos,
palabras, frases y comunicarnos oralmente; el segundo se refiere a que los niños
necesitan de oportunidades que brinda el entorno y de una estimulación
adecuada, al utilizar el lenguaje oral, el niño recibirá el afecto y la atención de los
padres y se dará cuenta que hablar es necesario para comunicar sus necesidades
y deseos.
En los niños de 1 a 3 años el desarrollo del lenguaje es emocionante y rápido, y tú
puedes estimularlo. A esta edad, los pequeños empiezan a asimilar conceptos
como "espera" y otros comportamientos relacionados con las palabras, como el
mentir.

¿Cómo se desarrolla el lenguaje en los bebés?


Diversos autores coinciden en que el desarrollo de lenguaje verbal comprende dos
etapas:
 Etapa Pre-lingüística: Es considerada como la etapa del nivel fónico puro,
comprende las expresiones vocales y sonidos que realiza el bebé desde el
llanto hasta los gorjeos y balbuceos en el primer año de vida. Esta etapa
que muchas veces es dejada de lado, es la que permitirá formar las bases
necesarias para la producción de sonidos, sílabas y palabras.
 Etapa Lingüística: Esta etapa empieza cuando el niño expresa la primera
palabra, ya no solo realiza emisiones fónicas sino que empezará a
expresarse verbalmente a través de palabras y frases con contenido
semántico y sintáctico.
Es necesario recalcar que el desarrollo de estos periodos se refiere al lenguaje
expresivo del niño y que previamente y en mayor proporción se estará
desarrollando el lenguaje comprensivo.
Secuencia de desarrollo del lenguaje por edades:
 De 0 a 1 mes: El bebé prestará atención a los sonidos o gritos. Se
comunicará a través del llanto buscando la satisfacción de sus
necesidades.
 2 meses: Produce ruidos y llantos diferenciados según la necesidad del
niño o la causa que lo produce.
 3 meses: Emite vocalizaciones y sonidos guturales “ga, ga” “gu, gu”,
empezará a producir balbuceos con algunas consonantes y vocales.
 4 meses: Existirá mayor interés por parte del bebé hacia las personas y los
objetos, empezará a darse cuenta que los sonidos que emite producirán un
efecto en su entorno, aprenderá la función de la comunicación verbal, por
ende las vocalizaciones y gorjeos aumentarán.
 6 meses: Por medio de los balbuceos empezará a conversar con las
demás personas, emitirá más vocales unidas a consonantes para formar
sílabas pa/, /ma/, /ba/, /ta/.
 8 meses: Es la etapa del parloteo, emitirá más silabas seguidas a modo de
respuesta a sus conversaciones, por ejemplo: “da-da”, “ba-ba”, “ma-ma”.
 10 meses: Responde a su nombre y a consignas simples tales como “no”,
“ven”. Vocaliza de manera más articulada, empieza a imitar palabras.
 12 meses: Imita las palabras y la entonación de los adultos. Comprende
órdenes y prohibiciones y dice 2 o 3 palabras en promedio.
 18 meses: Su nivel de comprensión mejora notablemente, empieza a pedir
las cosas señalando o nombrando los objetos, puede pronunciar
correctamente un promedio de 10 palabras, señala algunas partes de su
cuerpo cuando se lo piden.
 2 años: Se interesa más por la comunicación verbal, ya es capaz de
expresar frases de dos a tres palabras y utilizar algunos pronombres
personales (mío, tú, yo).
 3 años: Existe un incremento rápido del vocabulario, cada día aprende más
palabras, su lenguaje ya es comprensible. El uso del lenguaje es mayor y lo
utiliza al conversar con los demás o cuando está solo.

Cómo estimular el lenguaje en los niños:

 Háblele y comuníquese con su bebé, el empezará a conversar con usted


por medio de balbuceos, sonidos y luego palabras.
 Responda verbalmente y con mucho afecto a los sonidos producidos por el
bebé.
 Haga juegos de labio para que él lo imite, haga sonidos y soplos, imite y
refuerce también los sonidos producidos por el bebé tratando de estimular
la producción de palabras. Por ejemplo si dice “ma”, diga usted “ma”….
¡mamá!”.
 Ponga énfasis al vocalizar las sílabas o palabras, la articulación debe ser
clara y lenta.
 Enséñele canciones sencillas y cortas acompañadas de gestos y palmadas.
 Enséñele cómo se llaman lo objetos que señala o interesan al niño.
 Juegue a producir sonidos onomatopéyicos (sonidos de animales perro,
gato, pato, etc.)
 Muéstrele láminas, fotos, cuentos, para aumentar el vocabulario del niño.
 No corrija al niño cuando no pronuncia adecuadamente los fonemas, evite
decir “no así no se dice, es así…”, es suficiente con que lo escuche a usted
pronunciar dicha palabra de la manera correcta y que intente hacerlo, poco
a poco irá mejorando, no lo presione demasiado.

Incentívelo a comunicarse, a pedir las cosas a través de palabras o frases. No


olvide felicitarlo y mostrarse contenta cuando logra hacerlo.

¿Cómo puedo ayudar a mi hijo a aprender a hablar?


Háblale directamente tanto y tan a menudo como puedas. Intenta hacer que
algunas de estas conversaciones sean sólo entre los dos. Si estás hablando o
leyéndole a la vez a él y a un hermano mayor, quizás no le ofrecerás tantas
repeticiones y explicaciones como puede necesitar, y como le habrías dado si
estuviera solo contigo. Mírale cuando hablas. Deja que vea tu rostro y tus gestos.

Deja que tu hijo vea a lo que te refieres emparejando lo que haces con lo que
dices. "Vamos a quitar la camisa", dile, mientras la sacas por su cabeza; "Ahora
tus zapatos", mientras se los desabrochas.

Deja que tu hijo vea lo que tú sientes emparejando lo que dices con tus
expresiones faciales. A esta edad todavía no entienden bien las bromas. Si le das
un gran abrazo mientras dices, "¿Quién es el monstruo más malo y que peor se
porta de mamá?" seguramente le confundirás, porque tu cara está diciendo,
"¿Quién es el niño más maravilloso de mamá?".

Ayúdalo a comprender lo que hablas en general; no importa si entiende o no tus


palabras exactas. Si cocinas algo, pon los platos en la mesa y luego señala con tu
mano diciendo, "Es la hora de comer". Entonces comprenderá que la comida está
lista y que es hora de subir a su sillita de comer. Puede que no entienda las
palabras "es hora de comer" sin esas otras indicaciones. Aprenderá el significado
de las palabras en sí mismas, después de comprenderlas una y otra vez en
contextos que le ayuden.

Comparte el entusiasmo, la emoción y el énfasis, tanto si estás hablando acerca


de lo mucho que lo quieres, como de una bandada de pájaros en el cielo, pues
son esas cualidades del lenguaje las que atraparán su atención y le motivarán a
intentar comprender lo que estás diciendo.

¿Cómo puedo ayudar a que mi hijo se comunique?


Ayúdale a darse cuenta de que hablar significa comunicarse. Si hablas
continuamente sin esperar una respuesta y no parece que estás esperando una, o
si no te molestas en contestar cuando él o bien otro miembro de la familia te habla,
es posible que sienta que las palabras son sonidos sin importancia.
Evita que el lenguaje se convierta en ruido de fondo. Si tienes la radio puesta todo
el día, intenta que sea música, a menos que realmente estés escuchando lo que
dicen. Si estás escuchando, déjale que vea que estás recibiendo una
comunicación con significado de parte de esa voz que él no puede ver.

Actúa como el intérprete de tu hijo. Para ti será mucho más fácil comprender su
lenguaje que para los extraños, y para él será mucho más fácil entenderte a ti y a
otras personas "especiales" que comprender a los extraños.

¿Cómo puedo enseñar a mi hijo acerca de la verdad y las mentiras?


Tu hijo puede aprender nuevas palabras y usarlas correctamente, pero puede no
entender los significados más sutiles que esas palabras tienen para los adultos.
No puede comprender el concepto de una promesa, por ejemplo, pero puede usar
esas palabras. Si le ofreces cinco minutos más de juego si promete irse a la cama
después, dirá muy contento que "lo promete". Pero para él la palabra no es un
acuerdo. Después de esos cinco minutos quiere otros cinco. No puede
comprender el reproche en tu voz cuando le dices "pero lo prometiste."
Asimismo, las palabras a menudo pueden crearle problemas a la hora de decir la
verdad, ya que ahora tiene suficiente fluidez para hacer acusaciones y negar
cosas sin que esto signifique nada para él todavía. Dice lo que siente. Por
ejemplo, puede decir que fue el perro quien hizo el charco: él desea que sea el
perro y por eso dice que lo fue. O durante una pelea con su hermana, se cae y se
hace daño en la rodilla. Dice que ella lo empujó, aunque no lo hizo. Pero aunque
ella no le hizo daño en la rodilla, le hizo daño en sus sentimientos. Te está
contando algo verdadero para él, pero que resulta ser diferente a una verdad de
adulto.
A medida que crezca, podrás ir demostrándole el valor de las promesas hechas y
cumplidas, de la verdad (que aprenderá a decir usualmente), y de evitar las
mentiras. Pero todavía es demasiado pronto. No le acorrales con conceptos que
todavía no puede comprender. Y recuerda que siempre se esfuerza para
complacerte, pero si tu ideal de comportamiento no es adecuado para su edad, no
lo conseguirá.
TRASTORNOS DEL LENGUAJE EN TU NIÑO DE 1 A 3 AÑOS

Aprobado por la Junta de Asesores Médicos de BabyCenter

Aunque es cierto que los niños aprenden a usar el lenguaje a su propio


ritmo, la mayoría siguen un calendario similar de desarrollo (los prematuros
podrían no sincronizar con este calendario, discrepando en algunas
semanas o inclusos meses). Si has notado que tu pequeño no parece
alcanzar las metas previstas para el desarrollo del lenguaje, y que la
diferencia va más allá de unas pocas semanas de la media, coméntaselo a
su médico. Puede que no sea nada, pero si tu niño tiene cualquier forma de
problema o atraso, cuanto antes se diagnostique y se trate, mayores serán
los beneficios a largo plazo.
Recuerda, sin embargo, que el calendario de desarrollo del lenguaje es
bastante amplio, y que los niños que crecen en hogares donde se habla
más de un idioma pueden tardar un poco más en empezar a hablar (aunque
esto no afecte negativamente el desarrollo del lenguaje a la larga). Además,
puede que tu niño encuentre pequeños obstáculos por el camino. Es
posible, por ejemplo, que tu hijo repita varias veces la misma palabra en
medio de una frase como forma de conservar tu atención mientras formula
el resto de su pensamiento(esto no es lo mismo que tartamudear). Estas
pequeñas dificultades son una indicación de que tu niño está aprendiendo,
y lo más importante es que pueda hablar con claridad cuando empiece el
primer año escolar.
Por regla general, confía en tus instintos de mamá. Si sospechas que algo
va mal, habla con el pediatra o un terapeuta del lenguaje (logopeda o
fonoaudiólogo), o llama al programa de intervención temprana de tu
condado para que le hagan una evaluación. A fin de cuentas, tú conoces a
tu hijito mejor que nadie. A continuación te ofrecemos una lista con algunos
de los síntomas de atrasos en el desarrollo del lenguaje. Si quieres,
imprímela para tenerla como referencia.
Edad: Señales de alerta:

12 a 18  A los 12 meses, aún no se comunica a


meses través de gestos, como decir adiós con
la mano o "no" con la cabeza
 Para los 12 meses, todavía no ha
empezado a practicar el sonido de por
lo menos dos consonantes (p, b, etc.)
 Para los 12 meses, todavía no es capaz
de comunicarte de una forma u otra que
necesita ayuda con algo
 A los 15 meses, no comprende o no
responde a palabras como "no" y
"adiós"
 Para los 15 meses, todavía no dice al
menos de una a tres palabras
 Para los 15 meses, todavía no dice
"mamá" o "papá"
 A los 16 meses, no apunta a distintas
partes de su cuerpo cuando se lo pides
 A los 18 meses, no dice por lo menos
de seis a 10 palabras

Edad: Señales de alarma:

19 a 24  Entre los 19 y 20 meses, no ha


meses empezado a señalar cosas que le
interesen, como un pájaro o un avión
que vuelan por encima de él
 Para los 20 meses, todavía no logra
pronunciar al menos seis consonantes
 A los 21 meses, no responde a
instrucciones sencillas
 Para los 21 meses, no juega a hacer
cosas imaginarias con sus muñecos o
solito (fingir que se peina, alimenta a sus
muñecos, etc.)
 Para los 24 meses, todavía no imita las
acciones o palabras de los demás
 Para los 24 meses, no logra señalar en
un libro las figuras que le nombras
 A los 24 meses, no logra juntar dos
palabras
 A los 24 meses, no sabe para qué sirven
varios objetos de uso común --cepillo de
dientes, teléfono, tenedor, etc.
Edad: Señales de alarma:

25 a 36  A los 26 meses, todavía no forma frases


sencillas de dos palabras
meses

 A los 30 meses, todavía no sabe


nombrar al menos tres partes de su
cuerpo
 A los 30 meses, no logra hacerse
entender por nadie en su familia
 Para los 32 meses, todavía le cuesta
cantar algunas partes de las canciones
de cuna que le repites
 A los 36 meses, todavía no hace
preguntas
 A los 36 meses, no logra hacerse
entender por desconocidos, al menos la
mitad del tiempo
 Para los 36 meses, todavía no ha
logrado pronunciar las consonantes
iniciales de las palabras (por ejemplo,
en lugar de "bola" dice "ola")
 Para los 36 meses, todavía no ha
logrado nombrar los objetos más
comunes en su entorno (mesa, vaso,
pelota...)

Edad: Señales de alerta:

3 a 4 años  A los 3 años, aún no logra hablar con


frases cortas
 Para los 3 años, aún no ha logrado
comprender instrucciones cortas
 A los 3 años, no muestra interés en
jugar con otros niños
 A los 3 años, le cuesta muchísimo
separarse de mamá o papá
 Para los 3 y 1/2, falla siempre al
pronunciar la sílaba o letra final de las
palabras (por ejemplo, dice "ga" en vez
de "gato")
 A los 4 años, todavía tartamudea (tiene
verdadera dificultad en pronunciar un
sonido o palabra) frecuentemente, a
menudo haciendo muecas al mismo
tiempo
 A los 4 años, aún no se hace entender
del todo
http://espanol.babycenter.com/toddler/desarrollo/trastornos-lenguaje/#ixzz1XwDvd3a6

http://espanol.babycenter.com/toddler/estimulacion/ayuda_al_hablar/#ixzz1XwDHCCYW
http://www.cosasdelainfancia.com/biblioteca-lenguaje03.htm