You are on page 1of 2

Frutos Simples

Los frutos simples son los que proceden de una sola flor y están formados
exclusivamente por los carpelos de la misma. Se pueden dividir en:

Frutos monocárpicos: cuando proceden de un gineceo monocarpelar.

Frutos policárpicos: cuando proceden de un gineceo formado por varios carpelos.

Puede ocurrir que entre los carpelos de un fruto policárpico se establezcan


adherencias, soldaduras contraídas durante su desarrollo, las cuales son causa de
que, más tarde, el fruto quede formado por un sólo cuerpo, constituido por dos o más
carpelos concrescentes. Este fruto se denomina sincárpico. Cuando los carpelos se
mantienen libres se denomina fruto apocárpico.

El durazno (fruto Simple)


El durazno también es conocido como Manzana Algodonosa.

El árbol del durazno su nombre científico es Prunus pérsica o comúnmente llamado


melocotonero.

Es de origen chino y luego llego a Persia y de ahí su origen científico y da


melocotones de color amarillo, rojo o amarillo-rojizo.

Este árbol puede medir de 5 a 8 metros. Sus ramas son de aproximadamente 15


metros cuadrados.

Necesita protección en temporada fría ya que el árbol no muere pero no echaría


frutos.

Necesita estar al sol o a media sombra.

Florece a mediados de la primavera ya que pierde sus hojas cada año.

Las flores crecen en tallos cortos en brotes laterales de 2 o 3, aunque también


pueden crecer solas. Poseen 5 pétalos cuyo color varía del blanco al rosado, 5
sépalos, de 15 a 30 estambres, un pistilo y un estilo.
El fruto del duraznero es una drupa que consiste en una sola semilla ovalada de 1 a 3
centímetros de longitud, rodeada por carne jugosa, dulce y ligeramente ácida, de
color blanquecino o amarillo con tintes rojizos.

Posee dos óvulos en el ovario, pero frecuentemente solo uno es fertilizado; por eso
crece una sola semilla. Los frutos comienzan a crecer unos días después de la
fertilización, y maduran 3-5 meses después de la polinización. Los durazneros
cultivados suelen plantarse a partir de semillas o de plantones. De cualquier forma,
Prunus persica crece rápidamente, y entre los 3 y 4 años da sus primeros frutos. No
obstante, los duraznos de los árboles silvestres tienden a ser más pequeños.

Beneficios del Durazno


ADELGAZAR: porque aporta pocas calorías.

ANEMIA: Por su contenido de hierro es recomendable para personas con anemia.

ANTISPASMÓDICO: Sus flores, en infusión, actúan como laxantes. Las hojas son
diuréticas, purgantes, antihelmínticas y antiespasmódicas.

COLESTEROL: porque la pectina que contiene ayuda al organismo a reducir los


niveles de colesterol.

CORAZÓN: Previene problemas cardiovasculares y degenerativos.

DIABETES: Ayuda a controlar el sistema de azúcar en sangre.

DIGESTION: Ayudan a estimular la secreción de jugos digestivos.

ESTREÑIMIENTO: Su alto contenido en fibra ayuda al estreñimiento.

ESTRÉS: Con las hojas y flores del durazno se puede preparar té o infusiones para
relajar y evitar el estrés.