You are on page 1of 2

Motor autoexcitado y conexión shut, derivación o paralelo.

El motor autoexcitado se diferencia del motor de excitación independiente por el


hecho de que no es necesario tener una fuente conectada alimentando al campo,
si no que, dentro de la misma conexión de la máquina, un porcentaje muy pequeño
de la corriente total que alimenta al motor será destinado (a través de leyes de
Kirchhoff) a alimentar el campo. Para ello, es necesario que la resistencia de campo
sea mucho mayor a la resistencia de la armadura, provocando de esta forma que la
corriente circule con mayor facilidad por la armadura.

Toda la potencia eléctrica absorbida de la red, se reparte entre la potencia necesaria


para crear el campo inductor y la potencia que se pierde en el inducido por efecto
Joule, estos dos conceptos se identifican como pérdidas de potencia en el cobre, y
se restan a la potencia eléctrica absorbida de la red para obtener la potencia
eléctrica interna, que será el producto de la fuerza contra electromotriz y la
intensidad de inducido.

Fig 1. Circuito equivalente de un motor en derivación.

Si se incrementa la carga del motor, la velocidad decrecerá, una vez ocasionado


este fenómeno, el voltaje interno generado cae y entonces se incrementa la
corriente en el inducido (la armadura o el rotor). Conforme aumenta dicha corriente,
lo hace el par inducido en el motor y finalmente, el par inducido es igual al par de
carga.
La velocidad del motor varía linealmente con el par siempre y cuando, el voltaje que
se suministra es constante.

Si dicho valor tiene variaciones, estas variaciones afectarán la forma de la curva de


velocidad. También la reacción del inducido puede afectar de manera directa, por la
reducción del flujo ante un aumento de carga.

Si el motor de cd en derivación tiene devanados de compensación de tal manera


que su flujo es constante sin importar la carga y se conocen la velocidad del motor
y la corriente del inducido para cualquier valor de carga, entonces es posible calcular
su velocidad para cualquier otro valor de carga, siempre y cuando la corriente en el
inducido con esa carga se conozca o se pueda determinar.

Control de velocidad.

Los métodos más comunes son variando la resistencia de campo y de esta manera
el flujo del campo, o ajustando el voltaje en las terminales aplicado al inducido.

Otro método es el de agregar un resistor en serie con el circuito del inducido (de
esta forma se ajusta el voltaje en las terminales del inducido).

Bibliografía.

Chapman, Stephen. Máquinas Eléctricas. Quinta Edición. 2012. McGraw-Hill,


México, D.F.

Prudente Pablo. Máquinas Síncronas y de CD. Cuarta Edición. Escuela Superior de


Ingeniería Mecánica Eléctrica. México, D.F