You are on page 1of 13

MESA 2.

DOCENCIA E INVESTIGACIÓN EN ARQUITECTURA: CONSTRUYENDO


NUEVOS PARADIGMAS

APRENDER-INVESTIGANDO: LA ENSEÑANZA DE LA INVESTIGACIÓN EN


ARQUITECTURA
LEARNING BY RESEARCHING: TEACHING OF RESEARCH IN ARCHITECTURE
Mtra. en Arq. Montserrat García Rivera1

PALABRAS CLAVE
Investigación Aplicada / Enseñanza de la Arquitectura

RESUMEN
La investigación, la docencia y la divulgación son fundamentales para la evolución
y renovación de la cultura arquitectónica, sin embargo son las actividades menos
incentivadas entre el alumnado de la Facultad, ya que existen grandes vacíos de
formación y profesionalización entorno a ellas. Ante esta problemática, el
Laboratorio FA Vivienda se presenta como uno de los espacios de investigación
más innovadores de la Facultad por su planteamiento pedagógico, que vincula la
teoría y la práctica a través del desarrollo de investigación aplicada, así mismo
fomenta un lazo entre la licenciatura y el posgrado, con el objetivo de generar
investigadores y docentes de alta calidad en lo urbano-arquitectónico.

1
Mtra. en Arq. Montserrat García Rivera
Investigadora del Laboratorio FA Vivienda / Facultad de Arquitectura UNAM
Correo: arq.tmgr@gmail.com
Celular: 044 55 16 01 84 46

1
INTRODUCCIÓN
En este documento, en el apartado inicial se identifican las principales problemáticas en el proceso de
enseñanza-aprendizaje en materias como la teoría, la investigación y la historia; así como la falta de
vinculación de los aspectos teóricos con los prácticos en la enseñanza de la arquitectura. Una de sus mayores
deficiencias es la ausencia en la formación de investigadores, docentes y divulgadores de la cultura urbano-
arquitectónica, igualmente los egresados no cuentan con sólidas bases teóricas para un ejercicio crítico de
la profesión.

En este ensayo se presenta un método para la enseñanza de la investigación en arquitectura: aprender


investigando, que se basa en el aprendizaje a través de la participación en proyectos de investigación
aplicada. Así mismo, se presenta el modelo pedagógico y de investigación del Laboratorio FA Vivienda,
como una de las opciones más innovadoras de investigación en la Facultad de Arquitectura, se describen
cómo son los procesos de investigación y los diferentes grados de participación de los alumnos de acuerdo
con sus niveles académicos, de la misma manera se muestran las habilidades, capacidades, competencias y
resultados obtenidos en dicho modelo pedagógico.

LA INVESTIGACIÓN COMO MODALIDAD DE TITULACIÓN EN LA FACULTAD DE


ARQUITECTURA

En la Facultad de Arquitectura de la Universidad Nacional Autónoma de México existen diversas


modalidades de titulación, a partir de las modificaciones al Reglamento General de Exámenes realizadas en
octubre de 2004 se aprobaron diez opciones de titulación para las cuatro licenciaturas impartidas en la
Facultad: Arquitectura, Arquitectura de Paisaje, Diseño Industrial y Urbanismo. “Los objetivos de las
distintas opciones de titulación son: valorar en conjunto los conocimientos generales del sustentante en su
carrera; que éste demuestre su capacidad para aplicar los conocimientos adquiridos y que posee criterio
profesional” (Reglamento General de Exámenes, 2004). Las opciones de titulación aprobadas son:

1. Titulación por tesis o tesina y examen profesional


2. Titulación por actividad de investigación
3. Titulación por seminario de tesis o tesina
4. Titulación mediante examen general de conocimientos
5. Titulación por totalidad de créditos y alto nivel académico
6. Titulación por actividad de apoyo a la docencia
7. Titulación por trabajo profesional
8. Titulación mediante estudios de posgrado
9. Titulación por ampliación y profundización de conocimientos
10. Titulación por servicio social

En cuanto a los graduados en cada modalidad de titulación, la 1) Tesis o tesina y examen profesional y la 3)
Seminario de tesis o tesina son las opciones de graduación más frecuentes, ya que se encuentran más
instrumentadas; la inscripción a los seminarios de titulación en noveno y décimo semestre son una
continuación del proceso de enseñanza en los talleres de la Facultad. Es decir, los alumnos son encaminados
durante su formación para realizar una tesis de tipo práctica, los seminarios de titulación son bastante

2
similares a los semestres precedentes, en la dinámica de trabajo un grupo de profesores realiza
sistemáticamente correcciones a los proyectos presentados por los alumnos.

Generalmente el desarrollo de las tesis se centra en resolver un proyecto arquitectónico. Las tesis suelen
estructurarse mediante tres elementos: análisis del contexto, desarrollo arquitectónico y proyecto ejecutivo.
En las tesis prevalece una significativa ausencia de un desarrollo teórico y conceptual de los problemas
urbano-arquitectónicos, incluso en las denominadas “tesis teóricas” se presentan reflexiones conceptuales y
teóricas inconsistentes y poco rigurosas. Esta condición es un reflejo de la laxa formación histórica y teórica
adquirida a lo largo de la preparación de los estudiantes, solamente el ocho por ciento de la carga horaria
está destinada a materias de Teoría e Historia de la Arquitectura (ver cuadro 1. Mapa curricular del Plan
de Estudios Vigente). En tanto el bloque conformado por taller de Arquitectura representa el 65% de la carga
horaria, por consecuencia el enfoque de la licenciatura es significativamente práctico y profesionalizante.

Si bien la distribución de la carga horaria es un indicador sobre la ideología que sustenta la enseñanza en la
arquitectura, el mayor problema es la desvinculación de las materias de proyectos con el área teórico-
histórica, en este sentido los alumnos se encuentran incapacitados para ligar la teoría y la historia con su
ejercicio proyectual, entonces las materias que deberían ser el fundamento crítico del ejercicio
arquitectónico no están cumpliendo con su objetivo, convirtiéndose en cursos prescindibles para el ejercicio
de la profesión.

Durante el quinto año de la carrera, en la etapa de Consolidación, los alumnos tienen enormes dificultades
para plantear un tema de tesis, las propuestas son generalmente asignadas por los sinodales, quienes fungen
como “clientes” del proyecto; en tanto que los alumnos se dedican a resolver la “demanda” de proyecto
arquitectónico. En la etapa de consolidación los alumnos demuestran las habilidades adquiridas para
resolver un problema de proyecto arquitectónico, cabe señalar que muchas veces los desarrollos ejecutivos
tampoco se realizan de forma estricta, únicamente se plantean soluciones a ciertos detalles constructivos, de
instalaciones y estructurales.

En un sentido riguroso, los trabajo terminales de los seminarios de titulación no son tesis de licenciatura, si
se considera que una tesis es un trabajo de investigación de carácter científico, el cual pretende demostrar
ciertos razonamientos (Eco, 2001). En este sentido, la mayor parte de los trabajos producidos por los
alumnos no son tesis, sino el desarrollo de una propuesta constructiva de diseño arquitectónico, que se
presenta en forma gráfica, bidimensional o tridimensional. Si bien, esta propuesta de titulación prepara a los
alumnos para desarrollar una actividad profesional en un despacho o constructora, la academia está
perdiendo uno de sus objetivos primordiales: la formación crítica e integral de los estudiantes.

De acuerdo con el Plan de Estudios vigente el egresado de la Facultad deberá: “Ejercer la reflexión teórica-
crítica para abordar los problemas a resolver” (Trápaga, 2003). Como se argumentó anteriormente, esta
condición es una de las capacidades menos incentivadas en los estudiantes.

Así mismo en el plan de estudios se plantea el campo de trabajo del egresado, en el cual se señalan las
siguientes áreas:

1. El sector gubernamental,
2. En el sector privado con: empresas constructoras, desarrollo de proyectos arquitectónicos, clientes
particulares,

3
3. En campos de trabajo especializado: proyectista, restaurador y rehabilitador, constructor,
investigador, docente y divulgador de la cultura arquitectónica.

De acuerdo con lo anterior, uno de los objetivos es formar arquitectos que se inserten en diversos contextos
profesionales, así mismo se señala la necesidad de crear ciudadanos comprometidos con los problemas
sociales a nivel nacional. Una de las mayores debilidades del plan de estudios y de la oferta académica de
la Facultad es promover la formación de investigadores, docentes y divulgadores; esto como consecuencia
del preponderante carácter práctico en la enseñanza de la arquitectura.

Existen tres modalidades de titulación relacionadas con la investigación y la docencia: a) Titulación por
actividad de investigación, b) Titulación por actividad de apoyo a la docencia y c) Titulación mediante
estudios de posgrado. Esta última no se encuentra implementada ya que para solicitar el ingreso a los
posgrados en arquitectura es un requisito indispensable contar con el título y cédula de licenciatura.

La titulación por actividad de investigación es una de las opciones menos concurridas por el alumnado, por
una parte se debe a las escasas opciones de seminarios o proyectos de investigación que se desarrollan en la
Facultad, además esta es una modalidad de titulación poco conocida por los estudiantes. Los profesores que
se dedican a la investigación se concentran en los programas de posgrado y existen pocos vínculos con la
licenciatura. Dicha disociación provoca que no se conozcan las actividades, proyectos y resultados de los
investigadores que forman parte de la propia facultad.

Sin embargo la titulación por actividades de investigación es una modalidad que ha presentado resultados
innovadores en cuanto a la producción y enseñanza de la investigación en arquitectura. Uno de los objetivos
es la formación integral de los recursos humanos, además la enseñanza de métodos y técnicas de
investigación mediante su participación en participación en proyectos.

Actualmente existen espacios en la Facultad de Arquitectura que buscan consolidar la formación de los
estudiantes incorporándolos a actividades de investigación. Aunque el panorama es más amplio, solamente
mencionaré tres2 por la calidad de su propuesta académica: 1) el Taller de investigación y acción sobre
vivienda y ciudades posibles Espacio máximo costo mínimo, 2) la línea de investigación Arquitectura,
Diseño, Complejidad y Participación, y 3) el espacio de investigación-acción Laboratorio FA Vivienda. En
este ensayo se desarrollaran la propuesta académica, los objetivos pedagógicos y de investigación del
Laboratorio de Vivienda3.

Cabe agregar que las tres propuestas académicas tienen como uno de sus ejes fundamentales la vinculación
entre la licenciatura y el posgrado; todas ellas están presentes como seminarios de titulación en la
licenciatura. Entre sus objetivos se encuentran forman alumnos con la intención de incorporarlos al
programa de posgrado,

2
Los tres núcleos académicos forman parte de programa de maestría en Arquitectura en el Campo de Conocimiento
de Análisis, Teoría e Historia.
3
Para más información sobre los espacios de investigación se pueden consultar las siguientes ligas:
Arquitectura, Diseño, Complejidad y Participación http://adcpfaunam.wix.com/adcp
Laboratorio FA Vivienda http://arquitectura.unam.mx/vivienda-fa.html

4
5
Cuadro 1. Mapa curricular del Plan de Estudios Vigente

EL LABORATORIO DE VIVIENDA COMO ESPACIO DE ENSEÑANZA DE


INVESTIGACIÓN-ACCIÓN EN ARQUITECTURA

El Laboratorio de Vivienda surgió en el año 2013 como una propuesta del Campo de Conocimiento Análisis,
Teoría e Historia (ATH) del Programa de Maestría y Doctorado en Arquitectura, la intención fue consolidar
un espacio de investigación-acción que vinculara el trabajo académico con proyectos surgidos de demandas
reales de la sociedad, principalmente con entidades gubernamentales. Desde el 2004 se han realizado
diversos estudios y proyectos de investigación, lo cual ha consolidado líneas de trabajo que se han
desarrollado por más de una década. Los principales temas de los estudios y proyectos son:

a. Planeación y programas de vivienda


b. Diseño de vivienda de interés social
c. Tecnologías para la vivienda
d. Producción social de vivienda
e. Participación social
f. Vivienda en centros históricos y sitios patrimoniales
g. Poblamiento y desarrollo urbano

En el Laboratorio de Vivienda participan profesores de posgrado y de licenciatura, estudiantes de maestría,


tesistas de licenciatura, alumnos de servicio social y práctica profesional. Así mismo se cuenta con la
presencia de especialistas y estudiantes de diversas disciplinas: arquitectura, arquitectura de paisaje,
urbanismo, geografía, ingeniería, biología, psicología, sociología, etnología y antropología.

6
Imagen 1. Colaboradores y alumnos del Laboratorio de Vivienda

“El Laboratorio FA-Vivienda tiene objetivos académicos, de investigación y de aplicación práctica, entre
los cuales destacan los siguientes: a) Producir conocimientos sistematizados sobre la producción
habitacional y su relación con la ciudad, b) Iniciar o formar alumnos de grado y posgrado en el trabajo de
investigación, aprovechando los compromisos adquiridos con las instituciones y organizaciones
demandantes de estudios y proyectos, c) Producir y difundir estudios temáticos y productos de investigación
utilizando distintos medios de comunicación, d) Organizar cursos especializados, seminarios, talleres y
foros de análisis y debate, e) Apoyar con información y asesoría el trabajo académico del Campo de
Conocimiento Análisis, Teoría e Historia y en particular, a los alumnos que desarrollan tesis con temas
relacionados con la vivienda” (Suárez, 2013).

Una de las principales intenciones del Laboratorio es la capacitación de recursos humanos especializados
en la investigación urbano-arquitectónica. El sistema de trabajo del Laboratorio es incorporar activamente
a los estudiantes en proyectos de investigación, de esta manera ellos aprenden investigando, además se
busca una estrecha relación entre alumnos de diferentes niveles académicos: licenciatura, maestría y
doctorado. El proceso de enseñanza se divide en tres niveles, vinculados con las etapas de formación
académica:

1) Alumnos de práctica profesional y servicio social


2) Alumnos de seminario de titulación de licenciatura
3) Alumnos de posgrado, formación de investigadores y docentes

7
Imagen 2. Conformación de equipos de trabajo con profesores, alumnos de licenciatura, maestría y
doctorado

En el primer nivel, generalmente los estudiantes de práctica profesional y servicio social se encuentran
cursando entre el sexto y décimo semestre. Para la mayoría de ellos, el Laboratorio es su primera
aproximación con actividades profesionales. En este sentido, su participación se encamina en los aspectos
más básicos del desarrollo de los proyectos, los alumnos realizan tareas que los introducen en técnicas y
métodos de investigación. De esta manera ellos comienzan a adquirir habilidades prácticas que les permite
profesionalizarse en distintos aspectos: la utilización de programas, el conocimiento y manejo de diversas
fuentes de información, la aproximación a métodos básicos de análisis y procesamiento de la información.
La etapa formativa tiene una duración de 6 meses para los alumnos de servicio y de tres meses para los
alumnos de práctica profesional, el resultado de su participación es un informe en el cual describen su
participación en el proyecto así como sus aprendizajes y aportaciones. Una vez que han concluido esta etapa
y han cubierto los créditos necesarios, es común que los educandos manifiesten su deseo de permanecer en
el equipo de trabajo desarrollando su tesis de licenciatura.

8
Imagen 3. Capacitación de alumnos de servicio social y práctica profesional.

Los profesores del laboratorio incentivan a los alumnos con mayor interés o capacidad para que se
incorporen al seminario de tesis de licenciatura. Además es común que lleguen alumnos de noveno y décimo
semestre interesados en incorporarse, aunque no hayan realizado su servicio o practica en el Laboratorio;
en estos casos, se realizan entrevistas para identificar si los intereses de los solicitantes concuerdan con los
proyectos y objetivos desarrollados del Laboratorio.

En el segundo nivel, la formación de los seminaristas consiste en la profundización en el desarrollo de las


actividades de investigación y la introducción en aspectos teóricos y metodológicos. Los seminaristas se
incorporan en proyectos de investigación realizando actividades de mayor complejidad, en esta etapa ya
tienen conocimiento de fuentes de información, por lo tanto el proceso educativo se centra en identificar,
realizar e interpretar los resultados de procedimientos de análisis. Los alumnos manejan e interpretan
información censal, cartografías, bases de datos, fotografías aéreas e imágenes. Los profesores del
laboratorio realizan énfasis en que los alumnos conozcan y análisis las problemáticas habitacionales a nivel
nacional, desde una perspectiva histórica y económica, mediante una visión crítica.

Los alumnos comienzan a vincular los aspectos prácticos con fundamentos teóricos, se desarrollan sesiones
de seminarios de discusión. El material de lectura es una bibliografía básica así como textos relacionadas
con el proyecto de investigación, los alumnos desarrollan la capacidad de leer, sintetizar y discutir
información de literatura especializada en un tema. La duración del proceso de aprendizaje es mínimo de
un año, el primero de los resultados es un informe técnico sobre su participación en el proyecto de
investigación, donde se integran los resultados y materiales obtenidos. Además los seminaristas desarrollan
un caso de estudio particular propuesto por ellos mismos, en el cual profundizan en temas de interés derivado
del proyecto.

La formación de los alumnos se consolida con la asistencia a seminarios y cursos de maestría que están
estrechamente relacionados con los temas de investigación. De esta manera los alumnos de licenciatura
comienzan a perfilarse para ser candidatos para la realización de un posgrado; en este orden de ideas el
seminario de licenciatura sirve como un propedéutico para la incorporación de los alumnos a la maestría en
arquitectura y urbanismo.

Los alumnos egresados del seminario de titulación cuentan con los conocimientos prácticos, teóricos y
metodológicos para plantear protocolos de investigación, y cuentan con sólidas bases que les permiten

9
definir un tema de estudio específico. Se procura que los alumnos que ingresan al posgrado continúen con
la línea de investigación desarrollada en la licenciatura, lo cual permite profundizar y desarrollar
investigaciones de maestría de alta calidad.

Uno de los proyectos de mayor alcance ha sido el Diagnóstico e Intervención del espacio público en
unidades habitacionales del INFONAVIT, en el estudio se diagnosticaron cuatrocientas unidades en el
Distrito Federal. En este proyecto los alumnos participaron en el levantamiento, diagnóstico y evaluación
de unidades habitacionales. Con ello pudieron identificar las problemáticas del uso del espacio público y
obtener criterios para la intervención, después se realizaron talleres de diseño participativo con la
comunidad, y posteriormente se plantearon los proyectos de intervención. Los alumnos participaron en el
diseño, desarrollo de proyecto ejecutivo y seguimiento de obra.

Imagen 4. Mejoramiento de la Unidad Habitacional Miguel Lerdo de Tejada en la Delegación Azcapotzalco

La tesis de la arquitecta Noemí Guerrero Lara “Participación en el proyecto de investigación: diagnóstico


del espacio de uso común para el programa de mejoramiento de unidades habitacionales en el Distrito
Federal”4 es uno de los primeros resultados académicos del proyecto de investigación, en él se describen los
distintas fases en el procesos de desarrollo del proyecto. La aportación más importante del documento es la
descripción sistemática de los procesos de investigación, así mismo es útil como herramienta pedagógica
para difundir el planteamiento y resultados de estudio.

Otro estudio importante de mencionar es el titulado: “Criterios para identificar y caracterizar el suelo apto
para vivienda de la población de bajos ingresos, en delegaciones y municipios de la Zona Metropolitana del
Valle de México”, en convenio con el Fondo de Desarrollo Científico y Tecnológico para el Fomento de la

4
En la siguiente liga se puede consultar el documento en su versión extensa:
http://oreon.dgbiblio.unam.mx/F/2TDKBH9YI2KMH35QQ6HQ16JUH8R1XSDVAQGSHQ8AUL9JHAHHKB-
06989?func=full-set-set&set_number=002216&set_entry=000002&format=999

10
Producción y Financiamiento de Vivienda y el Crecimiento del Sector Habitacional, CONAVI-CONACYT.
El estudio aborda la problemática de la Zona Metropolitana del Valle de México en aspectos: demográficos,
económicos, físicos, ambientales, urbanos, habitacionales, de movilidad, empleo y educación.

En el proyecto participan alumnos de seminario de titulación de arquitectura e ingeniería geomática, los


alumnos se incorporaron al proyecto después de su participación como servicios sociales y prácticas
profesionales en el proyecto de unidades habitacionales; algunos de ellos están participando en el
Laboratorio desde inicios de 2014, es decir llevan más de dos años de formación en el desarrollo de
proyectos de investigación. Los estudiantes son capaces de realizar complejos análisis espaciales, de
proponer metodologías de análisis y desarrollar informes detallados acerca de los resultados obtenidos.
También colaboran activamente en la formación de estudiantes de recién ingreso al Laboratorio,
introduciéndolos en las dinámicas de trabajo y en la utilización de programas.

Imagen 5. Alumnos de seminario de titulación

El tercer nivel se conforma de alumnos de maestría y doctorado, tanto estudiantes como egresado de los
programas de posgrado, se busca formar investigadores de alta calidad, así como incentivar y conducir la
vocación docente de los participantes. Los alumnos de maestría profundizan sus conocimientos sobre
metodologías de investigación, tienen los conocimientos y las capacidades para realizar planteamientos
metodológicos, además de habilidades para sistematizar, analizar e interpretar información; y por último
son capaces de evaluar los resultados obtenidos. Los colaboradores de maestría y doctorado fortalecen las
habilidades de investigación adquiridas durante los estudios de posgrado, mediante la aplicación de sus
conocimientos para solucionar problemas que provienen de demandas reales. Los alumnos también
desarrollan capacidades organizativas, operativas y administrativas; habilidades que son fundamentales para
la coordinación de un equipo de investigación.

La capacitación de alumnos de licenciatura es el primer contacto con la formación docente. En el


Laboratorio se genera una cadena de enseñanza donde los alumnos con más experiencia apoyan para la
formación de los estudiantes de menores grados. Los colaboradores en el tercer nivel son incorporados para
la elaboración de los programas de trabajo de los seminarios de titulación, los participantes son capaces de
guiar los informes y tesis de los alumnos de licenciatura, así mismo colaboran activamente en la impartición
de las clases en los seminarios de titulación.

11
Imagen 6. Reunión de trabajo con alumnos de maestría

CONCLUSIONES
En la Facultad, la enseñanza de la arquitectura no ha logrado integrar las materias de índole práctico con las
teóricas, lo cual genera grandes vacíos en la formación de los futuros arquitectos; una de las consecuencias
es que los alumnos no poseen la capacidad de generar reflexiones teórico-críticas para abordar los problemas
arquitectónicos. Además, el plan de estudios declara que uno de los objetivos de la Facultad es que los
estudiantes se desarrollen en el campo profesional de la investigación, la docencia y la divulgación de la
arquitectura; sin embargo durante los cinco años de la licenciatura no existe una formación sistemática para
lograr dicho objetivo.

Ante esta situación, el Laboratorio de Vivienda se presenta como un espacio académico que identifica y
procura solventar estas debilidades en la enseñanza de la arquitectura, de esta manera el Laboratorio se
construye como un centro de investigación aplicada donde participan alumnos y profesores de diversos
grados académicos. Es una opción innovadora busca llenar un vacío en la formación de investigadores y
docentes especializados en los problemas lo urbano-arquitectónico.

El laboratorio integra a alumnos de diversas áreas para la formación integral de los estudiantes, una de sus
principales virtudes es el fuerte vínculo entre la teoría y la práctica, lo que en este ensayo se denominó:
aprender investigando. Es decir, los estudiantes aprender a investigar a partir de su incorporación en
proyectos de investigación que provienen de demandas reales. La formación es gradual y está orientada a
consolidar investigadores y docentes que idealmente comiencen a formarse desde el sexto semestre, y que
continúen el perfil a través de estudios de maestría y doctorado. A pesar de su reciente fundación hace poco
más de dos años, el Laboratorio se nutre de la larga trayectoria académica de sus fundadores, y se enriquece
día con día con la participación de los alumnos de licenciatura y posgrado, consolidándose como un espacio
necesario para el crecimiento de la Facultad de Arquitectura.

12
REFERENCIAS BIBLIOGRÁFICA
Eco, U. (2001). Como se hace una tesis. Editorial Gedisa.

Morales, O.; Romero, J.; Rincón, Á.; (2005). “Cómo enseñar a investigar en la universidad”. Educere, abril-
junio, 217-224.

Plan de Estudios de la Licenciatura de Arquitectura, Facultad de Arquitectura UNAM, [En línea] México,
disponible en: http://arquitectura.unam.mx/plan-de-estudios.html [Consultado el 01 de febrero de 2016]

Ramírez, I.; Castaño, J.; Cardona, D.; Bernal, M. (2005) "La enseñanza de la arquitectura. Una mirada
crítica". Revista Latinoamericana de Estudios Educativos (Colombia), número Julio-Diciembre, pp. 125-
147.

Reglamento General de Estudios de Posgrados 2004, Universidad Nacional Autónoma de México, [En
línea] México, disponible en:
https://www.dgae.unam.mx/normativ/legislacion/mod_reg_gral_examenes.html [Consultado el 1 de
febrero de 2016]

Suárez, A. (2013). Presentación del Laboratorio FA Vivienda, [En línea] México, disponible en:
http://arquitectura.unam.mx/vivienda-fa.html [Consultado el 01 de febrero de 2016]

Trápaga, L. (2005) Información básica 2005, México, Facultad de Arquitectura UNAM.

13