You are on page 1of 1

MANSILLA, LUCIO V.

Una excursión a los indios ranqueles

Rafael Arrieta, en su Historia de la literatura argentina, sitúa Una excursión a los indios
ranqueles como una de las “tres notas más originales dela literatura argentina del siglo XIX,
junto a Facundo y Martín Fierro. Considera la obra de Mansilla como una “obra de periodista”,
donde el autor se sirve, además, de las disciplinas antropológicas que estaban en auge por el
predominio del positivismo: la psicología fisiológica, la psiquiatría, la sociología. Combina este
trabajo de observación y de testimonio periodístico con un gran talento y estilo como
narrador. En Una excursión a los indios ranqueles, relata epistolarmente lo vivido y observado
en su viaje a las tolderías, adonde se aventuró para confirmar el tratado del cacique Mariano
Rosas con el gobierno.

Retrata con precisión “el mundo bárbaro de las tolderías, todo un abigarrado enjambre de
indios, chinas, gauchos malos, cautivos y cautivas, hierve en ese relato que junta el sabor de lo
real con las sobrecogedoras sorpresas de lo novelesco”. El realismo es tal que Rafael Arrieta
afirma que “no nos atrevemos a pensar que pueda mentirnos o desfigurar lo sucedido para
embellecer su actuación”. También destaca un punto de vista humanista en Mansilla, quien
considera también a los indios como sujetos que deben ser protegidos por la caridad de Dios, y
emparienta esta obra con el Martín Fierro por la crítica a las instituciones y políticos que
mantenían oprimida a la gente de la campaña.

Por su parte,